La música no es la meta, es el camino.

0
Compartir:

Un gran proceso de formación musical se viene desarrollando en el municipio de Pitalito. Desde el 2007 la Corporación Batuta Huila estableció un Centro Musical en el Barrio Altos del Magdalena en la Comuna uno para llevar a cada niño, niña y joven de éste y sectores aledaños el poder transformador de la música.

Visitar el Centro Musical Batuta Pitalito es una experiencia que genera entusiasmo y alegría casi de manera instantánea, pues es encontrarse con un espacio en donde además de la música se convive en un ambiente de dialogo y aprendizaje, de encuentro y convivencia. No se trata solo lo de ver el talento de sus alumnos, sino de ver cómo a través de notas y armonías se está construyendo el futuro del Valle de Laboyos y del país.

Batuta 8
Niños que se forman en la Fundación Batuta.

Y es que la música es  para quienes laboran en este Centro Musical un camino para transformar la cotidianidad de sus integrantes, no solo porque los programas que se realizan se imparten de manera gratuita, sino porque el aprendizaje permite pensar en el empoderamiento de los alumnos y sus familias en la construcción de sueños.

Tras identificar a Pitalito como la segunda Población del Huila en recibir población víctima de la violencia y el conflicto que vive nuestro país, la Corporación de Orquestas Juveniles e Infantiles Batuta Huila, decidió en el 2007 establecer un punto en la comuna uno donde más se identificó a esta población para abrir un Centro Musical que desarrollará el programa “Música para la Reconciliación”, estrategia nacional que en la época era financiada por Acción Social (hoy DPS) y ejecutada en todo el país por la Fundación Nacional Batuta, para nuestro departamento por la Corporación Batuta Huila. Fue entonces el apoyo de la Asociación Sur Colombiana de Desplazados Internos el que permitió que el salón comunal del Barrio Altos del Magdalena recibiera la alegría de los niños y niñas quienes desde el inicio han mostrado su gran talento y entusiasmo.

Batuta 13

La Música y la Reconciliación

Desde el 2007 hasta la fecha en el centro musical se desarrolla “Música para la Reconciliación”, un programa de iniciación musical gratuito que beneficia a 140 niños de la población víctima y vulnerable, el cual en la actualidad es financiado por el Ministerio de Cultura y que además de acercar a los beneficiarios a la música y el aprendizaje en la interpretación de instrumentos como flautas sopranos, tenores y contra altos, percusión folclórica, placas y coro, busca ante todo brindar apoyo sicosocial para lograr que los niños y niñas, adolescentes y jóvenes que se acercan al proceso encuentren a través de la música un espacio para la resiliencia y la construcción de valores de convivencia que les permitan superar de manera positiva los efectos nocivos para su desarrollo anímico, psicológico, cognitivo y social que ha dejado el conflicto interno y la situación de vulnerabilidad.

Batuta 1
Formación gratuita para niños y niñas en Pitalito.

Aprendizaje que se desarrolla en un marco de afecto, en un aula que se considera un territorio de derechos, donde la música llega para aprender con alegría, respeto y disciplina y donde la familia y la comunidad son fundamentales en el proceso de apoyar y estimular el desarrollo de los alumnos. “atrás queda la tristeza, aquí en medio de canciones del repertorio nacional y latinoamericano vamos entre todos aprendiendo a soñar y a conocer nuestras fortalezas” afirma el maestro Rene Aguirre, docente y coordinador musical del Batuta Pitalito quien agrega “hemos logrado llegar más allá del desarrollo de la motricidad que permite cada instrumento de nuestro set, hemos logrado estimular los sueños de los chicos y de sus familias, cambiar la forma de ver los programas del estado no como solo lo que se da en recursos, sino como los que permiten el desarrollo de las habilidades y talentos, el descubrir nuevas posibilidades y nuevos fortalezas”.

La música y la reconciliación no solo se viven en la comuna uno, ésta también ha llegado desde hace cuatro años a la escuela El Porvenir de la Institución Educativa Municipal Normal Superior de Pitalito, donde se benefician  35 chicos, que en jornada contraria a la académica se encuentran para aprender y hacer música, programa que ha tenido resultado positivos gracias al apoyo de los docentes y los padres de familia; afectando de manera positiva la cotidianidad de los niños y niñas, y permitiendo que ellos aprendan la convivencia y el respeto a través del aprendizaje musical.

“Agradecimientos: René Aguirre, Eliana Cárdenas”

Loading Facebook Comments ...

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here